Radiadores de agua

Los radiadores de agua son los radiadores que llevan instalándose para calefacción en todas las casas con caldera central, son los antecesores de todos los radiadores, y los que tienen un funcionamiento más simple.

La ventaja de ser de agua y de tener una caldera central es obvia, el ahorro es considerable, y el desgaste es casi inexistente.

Tipos de radiadores de agua y accesorios

Podemos diferenciar 2 tipos de radiadores, los verticales y los horizontales, los cuales poseen una cantidad de accesorios importantes.

Comparativa

Ofertas radiadores de agua baratos al mejor precio

Mejores marcas de radiadores de agua

¿Qué son los radiadores de agua?

Los radiadores de agua son artefactos planos y huecos que se colocan en la pared (no son portátiles) los cuales se interconectan mediante tubos de cobre a una caldera que proporciona el calor por agua caliente.

La ventaja de tener caldera central es que a la vez que calienta el agua para los radiadores, también es capaz de calentar el agua de ducha, para lavar o fregar, etc.

¿A qué temperatura poner el agua de los radiadores?

Esta pregunta se la hacen muchas personas que disponen de caldera central, ya que no suele existir ninguna guía y el usuario se encuentra perdido. Una buena referencia es la temperatura que aguanta la piel (55º). Teniendo en cuenta este dato, podemos adaptar la temperatura entre 50 y 60º para una eficiencia energética máxima.

¿Cómo funcionan los radiadores de agua?

El funcionamiento de un radiador de agua es muy sencillo, está fabricado mayoritariamente en aluminio o acero y es hueco. En su interior tiene un recorrido hueco, el cual al llenarse de agua caliente, es capaz de transmitir ese calor al exterior.

Los radiadores de agua no poseen ningún componente eléctrico, solamente una válvula manual de entrada de agua, por lo que su vida útil es extremadamente alta debido a la ausencia de piezas que puedan romperse.

Eficiencia energética

Debido al alto calor específico del agua y a la gran capacidad de transmitir el calor que posee el aluminio, la eficiencia energética es alta.

No obstante existen otros aparatos con mayor eficiencia energética como los emisores térmicos, los cuales no ahorran tanto por el sistema en si, sino por la capacidad de individualización que poseen, el cual es un hándicap para los radiadores de agua ya que al estar centralizados, no pueden regular su temperatura de manera individual.

 

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)